Google SEO


Cómo realizar una auditoría que funcione para su SEO en Google

En la optimización de motores de búsqueda, la auditoría de un sitio web es un primer paso crítico para comprender dónde se encuentra el sitio hoy y cómo realizar mejoras críticas en él.
En este artículo, lo guiaremos a través de muchos de los elementos más críticos de una auditoría de SEO básica. Hay que tener en cuenta que hay mucho más que se puede hacer, por lo tanto, no establezca estos 15 elementos como un límite estricto para sus auditorías.
Cuando comenzamos una auditoría en el sitio web de un cliente, si el sitio está en muy mal estado, no hay problemas porque sabemos que lo podemos mejorar. Después de todo, significa que la auditoría ofrecerá más ventajas para sus negocios. En Webstrategy, hemos realizado auditorías que han llevado a más del doble del tráfico al sitio de un cliente.
Una auditoría de SEO puede ocurrir en cualquier momento en el ciclo de vida del SEO. Muchos optan por hacer uno durante las fases críticas, como antes del lanzamiento de un nuevo sitio web o cuando planean rediseñar o migrar un sitio web existente.

Sin embargo, las auditorías pueden ser una parte a menudo pasada por alto de la estrategia de un sitio web. Y muchos no se dan cuenta de lo mucho que el background técnico de un sitio web afecta sus esfuerzos de SEO en el futuro.

Cuáles son los componentes fundamentales de una auditoría de SEO?
En pocas palabras, aquí están los elementos básicos de cualquier auditoría de SEO (haga clic para ir a esa sección):

1. Visibilidad
2. Chequeo Básico de Salud del sitio web
3. Chequeo de la salud de las palabras clave
4. Revisión del contenido
5. Nombres de URL
6. Redirecciones de URL
7. Revisión de Meta Tags
8. Sitemaps y verificación de robots.txt
9. Atributos Alt de imagen
10. Mobile friendly (Diseño responsivo)
11. Velocidad del sitio
12. Enlaces
13. Subdominios
14. Geolocalización
15. Calidad del código

Ahora, veamos los elementos cruciales básicos de auditar un sitio web desde una perspectiva de SEO con mucho más detalle ...

1. Visibilidad


Desea asegurarse de tener un sitio agradable y accesible para los rastreadores de los motores de búsqueda. Esto significa que el contenido de un sitio está disponible en formato HTML y/o JavaScript relativamente fácil de interpretar. Por ejemplo, es difícil para Google extraer archivos de Adobe Flash, aunque Google ha dicho que puede extraer cierta información.

Parte de tener un sitio web accesible para motores de búsqueda y usuarios es la arquitectura de información en un sitio: cómo se organizan el contenido y los "archivos" físicos. Esto ayuda a los motores de búsqueda a hacer conexiones entre conceptos y ayuda a los usuarios a encontrar lo que buscan con facilidad.

Para pensar cómo hacerlo bien, es útil compararlo con la forma en que maneja los archivos en papel en su oficina:

Una jerarquía de sitios bien organizada también ayuda a los motores de búsqueda a comprender mejor las relaciones semánticas entre las secciones del sitio. Esto se ve reforzado por otros elementos clave del sitio como Sitemap XML, mapas de sitios HTML y rutas de navegación (breadcrumbs), todo lo cual puede ayudar a vincular perfectamente la estructura general del sitio web.

2. Chequeo Básico de Salud del sitio web


Las comprobaciones básicas de la salud del sitio web pueden proporcionar alertas rápidas cuando surge un problema, por lo que es bueno hacerlo regularmente (incluso con más frecuencia de lo que se hace una auditoría completa). Aquí hay cuatro pasos que puede seguir para obtener un diagnóstico de cómo funciona un sitio web en los resultados de búsqueda de Google SEO:

  1. Asegúrese de que las cuentas de Google Search Console y Bing Webmaster Tools se hayan verificado para el dominio (y cualquier subdominio, para el móvil u otras áreas de contenido). Google y Bing también ofrecen la validación del propietario del sitio que le permite ver cómo los motores de búsqueda ven un sitio. Luego, verifíquelos regularmente para ver si recibió algún mensaje del motor de búsqueda. Si el sitio recibió una penalización de Google, verá un mensaje y querrá consultarlo lo antes posible. También le informarán si el sitio ha sido pirateado.
  2. Averigüe cuántas páginas de un sitio web parecen estar en el índice de búsqueda. Para ello, vaya a Google Search Console de la siguiente manera:
  3. Vaya a Google Search Console para asegurarse de que las versiones en caché de las páginas de un sitio web tengan el mismo aspecto que las versiones en vivo. A continuación puede ver un ejemplo de esto usando una página en el sitio web de Webstrategy.
  4. Pruebe las búsquedas de los términos con el nombre de la marca incluido para asegurarse de que el sitio se clasifique para ellos. Si no, podría indicar una penalización. Consulte las cuentas de Google Search Console / Bing Webmaster Tools para ver si hay sanciones identificables.

3. Chequeo de la salud de las palabras clave


Querrá realizar un análisis de las palabras clave a las que se dirige en el sitio. Esto se puede lograr con muchas de las diversas herramientas de SEO disponibles. Una cosa a buscar en general es si más de una página está apuntando o aparece en los resultados de búsqueda para la misma palabra clave (también conocido como "canibalización de palabras clave").

También puede usar Search Console para ver qué palabras clave generan tráfico hacia el sitio. Si ve que las palabras clave críticas que solían recibir tráfico ya no funcionan (los rankings cayeron) esto podría ser un signo de un problema.

Busque palabras clave que estén a una "distancia de ataque", osea las que se rankean entre las posiciones #5 a #20 o más. Estas podrían ser palabras clave donde algún nivel de optimización podría moverlas hacia arriba en el ranking. Si puede pasar de la posición #5 a la #3 o de la #15 a #8 en una palabra clave principal, eso podría generar un tráfico adicional valioso y proporcionar un ROI razonablemente alto para el esfuerzo involucrado.

4. Revisión del contenido


Aquí, estamos buscando un par de cosas:

  1. Profundidad, calidad y optimización del contenido: ¿Las páginas tienen suficiente información de calidad para satisfacer a Google? Desea asegurarse de que el número de páginas con contenido pequeño o "thin" sea menor en comparación con las páginas que tienen un contenido sustancial. Hay muchas maneras de generar contenido delgado.
    Un ejemplo es un sitio que tiene galerías de imágenes con URL separadas para cada imagen. Otro es un sitio con páginas de la ciudad relacionadas con su negocio en cientos, o miles, de ubicaciones donde no hacen negocios, y donde realmente no hay aspecto local para el producto o los servicios que ofrecen en su sitio. Google no tiene interés en indexar todas esas versiones, ¡así que no deberías pedirle que lo haga!
    Este es a menudo uno de los aspectos más subestimados del SEO. En Webstrategy, hemos tomado el contenido existente en las páginas del sitio web y lo hemos reescrito, y hemos visto elevaciones sustanciales del tráfico. En más de un caso, lo hemos hecho en más de 100 páginas de un sitio y hemos visto aumentos de tráfico de más del 150 por ciento.
  2. Contenido duplicado: muchos sitios web tienen contenido duplicado sin siquiera darse cuenta. Una de las primeras cosas que debe verificar es que la versión "www" del sitio y la versión "no www" no existen al mismo tiempo. Esto también puede suceder con las versiones "http" y "https" de un sitio. Elija una versión y haga redirects 301 de una versión a la otra. También puede establecer el dominio preferido en Google Search Console (pero aún así hacer los redireccionamientos 301).
  3. Densidad de anuncios: revise las páginas de su sitio para evaluar si está exagerando con sus esfuerzos publicitarios. A Google no le gustan los sitios que tienen demasiados anuncios en la mitad superior de la página. Una mejor práctica a tener en cuenta es que el usuario debería poder obtener una cantidad sustancial del contenido que estaba buscando en la mitad superior de la página.

5. Nombres de URL


Las URL del sitio web deben ser "limpias", breves y descriptivas de la idea principal de la página e indicar dónde se encuentra uno en el sitio web. Por lo tanto, asegúrese de que esto sea parte de la auditoría de SEO. Garantizar que las URL se construyan bien es útil tanto para los usuarios del sitio web como para los motores de búsqueda para orientarse.

Por ejemplo: sitio.com/ropa-de-calle/hombres/sombreros

Es una buena idea incluir la palabra clave principal para la página web en la URL, pero nunca intente palabras clave poner la palabra clave más de una vez en la URL.

Otra consideración son las URL que tienen parámetros de seguimiento en ellos. ¡Por favor, nunca hagas esto en un sitio web! Hay muchas maneras de implementar el seguimiento en un sitio, y el uso de parámetros en las URL es la peor forma de hacerlo.

Si un sitio web está haciendo esto hoy, querrá ir a través de un proyecto para eliminar los parámetros de seguimiento de las URL, y cambiar a algún otro método para rastrear.

Por otro lado, tal vez las URL son solo moderadamente no eficientes, como esta:

sitio.com?category=428&product=80328

En casos como este, no creo que cambiar las URL sea tan urgente. Esperaría hasta que se esté en medio de otro proyecto de sitio más grande al mismo tiempo (como un rediseño).

6. Redirecciones de URL


Es una buena práctica es asegurarse de que una página web que ya no necesita existir en un sitio web sea redireccionada a la siguiente página web en vivo más relevante utilizando un redireccionamiento 301. También existen otros tipos de redireccionamiento, así que asegúrese de comprender los diversos tipos y cómo funcionan antes de usar cualquiera de ellos.

Google recomienda el uso de redireccionamientos 301 porque indican que una página se ha movido permanentemente de una ubicación a otra, y otras redirecciones, como la 302, se utilizan para indicar que la reubicación de la página es solo temporal. Si utiliza el tipo incorrecto de redirección, Google puede mantener la página incorrecta en su índice.

Antes se transfería mucho menos del 100% del PageRank a la nueva página a través de un redireccionamiento. Sin embargo, en 2016, Google emitió una declaración de que no se perderá el valor de PageRank con ninguno de los redireccionamientos de 3XX.

Para ayudar a verificar los redireccionamientos, puede usar herramientas como Redirect Check o RedirectChecker.org


7. Revisión de Meta Tags


Todas y cada una de las páginas web de un sitio deben tener etiquetas de título y metadescripciones únicas: las etiquetas que componen la metainformación que ayuda a los motores de búsqueda a comprender de qué se trata la página.

Esto le da al sitio web la capacidad de sugerir a los motores de búsqueda qué texto usar como descripción de sus páginas en los resultados de búsqueda (frente a motores de búsqueda como Google que generan un "mensaje automático", que puede no ser tan óptimo).

También puede ayudar a evitar que algunas páginas del sitio web se filtren de los resultados de búsqueda si los motores de búsqueda usan la metainformación para ayudar a detectar contenido duplicado.

También querrás aprovechar esta oportunidad para buscar una metaetiqueta de robots en las páginas del sitio. Si encuentras una, podría haber problemas. Por ejemplo, un valor "noindex" o "nofollow" no intencional podría afectar negativamente sus esfuerzos de SEO.

8. Sitemaps y verificación de robots.txt


Es importante verificar el Sitemap XML y los archivos robots.txt para asegurarse de que estén en buen estado. ¿El sitemap XML está actualizado? ¿El archivo robots.txt bloquea el rastreo de las secciones de un sitio que no desea bloquear? Puede usar una función en Google Search Console para probar el archivo robots.txt. También puede probar y agregar un archivo Sitemap.xml allí.

9. Atributos Alt de imagen


Los atributos Alt para las imágenes en un sitio web ayudan a describir de qué se trata la imagen. Esto es útil por dos razones:

  1. Los motores de búsqueda no pueden "ver" los archivos de imágenes de la forma en que lo haría un ser humano, por lo que necesitan datos adicionales para comprender el contenido de la imagen.
  2. Los usuarios con discapacidades, como aquellos que son ciegos, a menudo usan un software de lectura de pantalla que ayudará a describir los elementos en una página web, las imágenes son una de ellas, y estos programas hacen uso de los atributos alt.
    No hace daño utilizar descripciones ricas en palabras clave en los atributos y nombres de archivo cuando es relevante para la imagen real, pero nunca debe usar palabras clave a secas como en la meta descripción keywords.

10. Mobile friendly (Diseño responsivo)


La cantidad de personas que buscan y compran en sus dispositivos móviles está creciendo cada año. En Webstrategy, tenemos clientes que obtienen más del 70 por ciento de su tráfico de dispositivos móviles y es por eso que usamos el concepto de Mobile-First. Google ha visto esto por mucho tiempo, y ha estado presionando para que los sitios web se vuelvan amigables para dispositivos móviles durante años.

Debido a que el dispositivo móvil es un jugador clave en la búsqueda de hoy, Google ha declarado que tendrá un índice para dispositivos móviles. Lo que eso significa es que primero clasificará los resultados de búsqueda basados ​​en la versión móvil de un sitio web, incluso para usuarios de escritorio.

Un aspecto clave de una estrategia de Google para dispositivos móviles es que su rastreo principal será la versión móvil de un sitio web, lo que significa que Google usará el rastreo móvil para descubrir páginas en un sitio.

La mayoría de las empresas han construido su sitio de escritorio para ayudar a Google a descubrir contenido, y su sitio móvil simplemente desde una perspectiva de UX. Como resultado, el rastreo de un sitio móvil puede ser bastante pobre desde una perspectiva de descubrimiento de contenido.

Asegúrese de incluir un rastreo del sitio móvil como parte clave de cualquier auditoría de un sitio. Luego, compare los resultados del rastreo móvil con el rastreo del sitio de escritorio.

Si un sitio web no tiene una versión móvil, Google ha dicho que seguirá rastreando y clasificando la versión de escritorio; sin embargo, no tener contenido optimizado para dispositivos móviles significa que un sitio web puede no tener el mismo rango en los resultados de búsqueda.

Si bien hay algunos enfoques técnicos diferentes para crear un sitio web optimizado para dispositivos móviles, Google ha recomendado que los sitios web utilicen un diseño responsivo. Hay una gran cantidad de documentación sobre cómo hacerlo que proviene directamente de Google, así como también herramientas que pueden ayudar a medir la experiencia de un sitio web móvil, como este.

También vale la pena mencionar aquí las páginas móviles aceleradas (AMP) de Google. Este esfuerzo de Google es brindar a los editores de sitios web la posibilidad de hacer que su contenido web sea aún más rápido para los usuarios.

Si bien Google ha dicho que las páginas de AMP no recibirán un impulso en los rankings en el momento de la redacción, la velocidad de la página es, sin embargo, una señal para el Google SEO. La complejidad de la implementación técnica de las páginas de AMP es una de las razones por las que algunos pueden optar por no explorarla.

11. Velocidad del sitio


La velocidad del sitio es una de las señales en el algoritmo de clasificación de Google. Los tiempos lentos de carga pueden hacer que el rastreo y la indexación de un sitio sean más lentos y pueden aumentar las tasas de rebote en un sitio web.

Históricamente, esto solo ha sido un factor de clasificación cuando las velocidades de los sitios eran muy lentas, pero Google ha estado haciendo ruido de que será más importante con el tiempo. John Mueller de Google también ha indicado que un sitio que es demasiado lento, y que es nominalmente optimizado para dispositivos móviles, ahora se puede considerar como no compatible con dispositivos móviles.

De hecho, la velocidad del sitio se ha convertido en un elemento tan importante de la experiencia general del usuario, especialmente en dispositivos móviles, que Google ha dicho que quiere que los usuarios de dispositivos móviles reproduzcan en la mitad superior de la página en un segundo o menos.

Para ayudar a las personas a obtener una mayor visibilidad de la velocidad del sitio, Google ofrece herramientas como la herramienta PageSpeed Insights y los informes de velocidad del sitio encontrados en Google Analytics.

12. Enlaces


Aquí, estamos analizando los enlaces de dos maneras diferentes: enlaces internos (aquellos en el sitio web en sí) y enlaces externos (otros sitios que enlazan a nuestro sitio web).

Vínculos internos

Primero, busque páginas que tengan enlaces excesivos. Es posible que desee minimizar esos. En segundo lugar, asegúrese de que las páginas web usen el anchor text de manera inteligente sin abusar de él, o podría parecer correo no deseado para los motores de búsqueda. Por ejemplo, si tiene un enlace a la página de inicio en la navegación global, llámelo "Inicio" en lugar de elegir su palabra clave más jugosa.

Los enlaces internos son los que definen la jerarquía general de un sitio. El sitio podría, por ejemplo, verse así:

El sitio anterior obviamente tiene una estructura bien definida, y eso es bueno. Pero en la práctica, los sitios rara vez se ven así, y algún nivel de desviación de esto está aceptado.

Una página de inicio puede vincular directamente a algunos de los principales productos de la compañía, como se muestra en el Nivel 4 de la imagen, y eso está bien. Sin embargo, es un problema si el sitio tiene una estructura muy intrincada y tiene muchas páginas a las que solo se puede acceder después de una gran cantidad de clics si intenta navegar desde la página de inicio, o si cada página está enlazando a muchas otras páginas.

Busque este tipo de problemas y trate de resolverlos para crear algo con una jerarquía más limpia.

enlaces externos (backlinks)

También conocido como enlaces entrantes o backlinks, querrá realizar un análisis para asegurarse de que no haya ningún problema allí, como un historial de enlaces comprados, enlaces irrelevantes o enlaces que parecen spam.

Puede utilizar herramientas como Open Site Explorer, Majestic SEO, Ahrefs Site Explorer, SEMRush y las cuentas Google Search Console / Bing Webmaster Tools para recopilar datos sobre enlaces.

Busque patrones en el anchor text, por ejemplo si muchos de los enlaces tienen una palabra clave crítica para el sitio en ellos. A menos que la palabra clave crítica también sea el nombre de la empresa, esta es una señal segura de problemas.

También verifique que haya enlaces a páginas que no sean la página de inicio. Demasiados de estos son otro signo seguro de problemas en el perfil de backlinks. Por último, compruebe cómo el perfil de backlinks para el sitio se compara con los perfiles de backlinks de sus principales competidores.

Asegúrese de que haya suficientes enlaces externos al sitio y de que haya suficientes enlaces de alta calidad en el promedio.

13. Subdominios


Históricamente, se ha creído que los subdominios no se benefician de la autoridad de enlace y confianza completa del dominio primario. Esto se debió en gran parte al hecho de que un subdominio podría estar bajo el control de otra entidad, por lo tanto, a los ojos del motor de búsqueda, era necesario evaluarlo por separado.

Para un ejemplo de un dominio que permite a terceros operar subdominios de su sitio, considere Blogger.com, que permite a las personas configurar sus propios blogs y operarlos como subdominios de Blogspot.com.

En su mayor parte, esto no es cierto hoy en día, y los motores de búsqueda son extremadamente buenos para reconocer si el subdominio es realmente parte del dominio principal o si se opera de manera independiente.

Todavía se recomienda usar una subcarpeta sobre un subdominio como vimos anteriormente para agregar nuevas categorías de contenido a un sitio. Sin embargo, si ya lo tienes en un subdominio, ne se debería mover a una subcarpeta a menos que tengas una evidencia clara de un problema, ya que hay un costo para los movimientos del sitio, y la ventaja de hacer el cambio no es suficiente para pagar ese costo.

A los fines de una auditoría, debe asegurarse de incluir los subdominios dentro de la auditoría. Como parte de esto, asegúrese de que su rastreo los cubra y verifique los datos analíticos para ver si hay alguna evidencia clara de un problema, como que está recibiendo muy poco tráfico o se ha reducido el tráfico recientemente.

14. Geolocalización


Para los sitios web que apuntan a rankear de manera local, por ejemplo, un quiropráctico establecido en Buenos Aires y que desea ser encontrado para "quiropráctico en Buenos Aires", deberá considerar la posibilidad de asegurarse de que la dirección comercial esté en todas las páginas del sitio, y reclamar y garantizar la validez de las listas de Google Mi Negocio.

Más allá de las empresas locales, los sitios web que se dirigen a países específicos o a múltiples países con múltiples idiomas tienen una gran cantidad de consideraciones sobre las mejores prácticas de SEO local para lidiar.

Esto incluye aspectos como comprender cómo usar las etiquetas hreflang correctamente y atraer la atención (como los backlinks) desde cada país donde la empresa vende productos y servicios.

15. Calidad del código


Un sitio web con código limpio que permite a los motores de búsqueda rastrearlo con facilidad, mejora la experiencia de los rastreadores. La validación W3C es el "estándar de oro" para realizar un chequeo en el código del sitio web, pero no es realmente necesario desde una perspectiva SEO (dado que si los motores de búsqueda castigan a un sitio web por malas prácticas de codificación, es posible que no quede mucho para mostrar en los resultados de búsqueda). No obstante, la codificación limpia mejora la capacidad de mantenimiento de un sitio, y reduce las posibilidades de que errores (incluidos errores de SEO) se den en el sitio.

Conclusión

Una auditoría de SEO puede ocurrir en cualquier etapa del ciclo de vida de un sitio web, e incluso se puede realizar de forma periódica, trimestral o anual, para garantizar que todo esté funcionando correctamente.

Si bien existen diferentes enfoques para realizar una auditoría de SEO, los pasos enumerados en este artículo sirven como una base sólida para conocer mejor el sitio y cómo puede mejorar, de modo que sus esfuerzos de SEO obtengan el mayor ROI.

Este artículo se adaptó del libro The Art of SEO: Mastering Search Engine Optimization (3ra Edición), coautor principal de Eric Enge.